Enganches Emocionales en tu Relación de Pareja

Cada día se está aprendiendo más acerca de los enganches emocionales y cómo nos afectan. Siempre han estado ahí y el no ser consciente de ellos, es una de las principales causas de los problemas en nuestras relaciones.

¿Cómo saber si estás viviendo enganches emocionales?

Los enganches emocionales o energéticos se presentan de múltiples maneras en nuestra vida, puede ser estando en pareja, habiendo terminado una relación o sin siquiera tenerla. Algunos de los siguientes ejemplos te pueden sonar conocidos.

  • Te encuentras discutiendo con tu pareja una y otra vez, quieres parar, pero hay algo que te impulsa a seguir argumentando. Esto aviva la reacción de tu pareja y se crea un círculo sin salida. Esta es una muestra de los enganches emocionales en la comunicación.
  • Estás cerrando una relación, sabes que no le hace bien a ninguno de los dos, pero las relaciones sexuales parecen ser el hilo por donde se revienta la cuerda y cuando menos te das cuenta te ves enredado de nuevo con esa persona. Estos son los enganches sexuales.
  • Terminaste una relación hace un tiempo, pero por más que quieres, hay algo que te mantiene pensando y pensando en esta persona. No te das cuenta y hablas de ella, estás quejándote, señalando o anhelando. Aquí puedes ver los enganches emocionales a nivel mental.

Existen diversos tipos de enganches emocionales, pero todos tienen una característica en común: te generan conductas autodestructivas que aparentemente no puedes controlar.

¿Te ha sucedido que es muy fácil aconsejar a otras personas, pero en ti es difícil aplicar lo que ves tan claro en los demás? Esto sucede porque cada uno está lidiando con las adicciones generadas por los enganches emocionales.

Conoce nuestro programa Crea Tu Pareja Soñada, donde te acompañamos a soltar los enganches emocionales y construir paso a paso la relación que deseas. 

¿Cómo se crean los enganches emocionales y cómo funcionan físicamente?

El primer paso es comprender que: un pensamiento siempre genera una emoción. Si le cuentas la historia más triste de tu vida a una amiga, inundando tu mente con esos pensamientos, pronto tu cuerpo va a reaccionar con la emoción de la tristeza. Es decir, que los pensamientos condicionan nuestro estado emocional.

Los enganches emocionales se generan a medida que alimentamos con pensamientos algún aspecto de nuestra relación. Pensamos constantemente en qué está haciendo el otro, recreamos una y otra vez en nuestra mente lo que dijo, nos imaginamos lo que podría estar haciendo. Son miles de opciones. Lo importante es identificar la emoción que desata en tu cuerpo.

Cuando has bombardeado tu mente con pensamientos y tu cuerpo con emociones durante meses y quizá años, esa energía acumulada por las emociones densas, se empieza a solidificar, creando una especie de cordón energético entre la otra persona y tú. Este cordón que aparentemente no se puede soltar, es lo que conocemos como enganches emocionales.

Siempre están ligados a emociones como la angustia, la culpa, la rabia, el miedo, la tristeza y la depresión, las cuales son generadas por conductas como el conflicto, la desconfianza, la carencia, el interés y la necesidad.

¿Qué hacer entonces para soltar los enganches emocionales?

El primer paso es ser consciente de ellos, puesto que inconscientemente somos adictos a estas emociones. Esa necesidad disfuncional que sentimos por la otra persona o por el maltrato, tiene un origen no solo sicológico, también es físico. Cuando ya sabes que hay una adicción, un enganche emocional, puedes empezar a tomar nuevas decisiones y acciones.

Es crucial que aprendas a conocer de ti mismo, de tu mente y de cómo funcionan las emociones en tu cuerpo. La manera como nos han enseñado a relacionarnos nos hace propensos a crear enganches emocionales, cuando nos dicen: no se entregue, guarde una carta bajo la manga, debes presionar un poco para que haga lo que quieres etc.

Pero realmente estamos diseñados para relacionarnos de manera sana y en armonía.

La respuesta está en la diferencia entre ENLACES EMOCIONALES y enganches emocionales.

Siempre que entramos en una relación, naturalmente creamos vínculos energéticos con la otra persona. Cuando estos vínculos o lazos energéticos están libres de actitudes como la manipulación, el interés, la necesidad y el conflicto, se crean relaciones armoniosas y constructivas.

Si los enganches emocionales son creados por emociones densas, entonces los enlaces se crean con emociones y actitudes de alta vibración. Cuando una relación se construye entorno a la valoración, el aprecio, la gratitud y el amor, lo que vas a vivir naturalmente es dicha, tranquilidad y disfrute.

Esto no quiere decir que nunca va a haber una discusión o una diferencia de opiniones, pero es importante que seas consciente de los pensamientos y emociones con que alimentas constantemente la idea que tienes de tu relación y de la otra persona.

Si quieres profundizar en cómo es una relación de pareja sana y armoniosa, lee nuestra entrada del Blog UOC, la Relación de Pareja.

¿Quieres soltar lo enganches emocionales para crear tu relación?

Aprender a construir tu relación de pareja con estos valores es algo que cambia tu vida. Las relaciones tienen una profunda influencia en cómo nos sentimos respecto a nosotros mismos y a la vida. De la manera que están tus relaciones, está tu vida. Si estás viviendo conflicto o alegría en las relaciones de tu familia, trabajo o amigos, es así como te estás sintiendo en el día a día.

Ésta es la importancia de reconocer los enganches emocionales y aprender a liberarlos para tomar nuevas decisiones.

Inscríbete en nuestro taller Soltando los Enganches Emocionales en Miami. Vive la experiencia y prepárte para vivir tu relación. Haz click aquí y recibe toda la información.

 

Por BHAIRAVINANDA

UNIVERSITY OF CONSCIOUSNESS

Directora & Fundadora

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *